Categories

Archive for diciembre, 2010

Luce un moreno envidiable en tus reuniones familiares o de amigos. Con el frío que hace y el sol que brilla por su ausencia… Es más fácil de lo que parece conseguir un color de piel perfecto, utiliza un autobronceador. Si  te pones un vestido escotado como si no, a tod@s nos favorece un poquito de color.

Los autobronceadores de última generación están muy conseguidos, ni te dejan la piel amarilla, ni huelen a rancio. Te proporcionan  un tono dorado, más o menos intenso en función del color base de tu piel.

Te pones morena sin aumentar la producción de melanina, que es la responsable del broceado cuando lo conseguimos exponiéndonos a los rayos solares. Los autobronceadores parece que hacen magia, contienen una sustancia, DHA (dihidroxiacetona), que al unirse con los aminoácidos de la piel y ponerse en contacto con el aire se oxida dando color a la piel de forma progresiva.

Para evitar la aparición de manchas, no te saltes ningún paso en tu aplicación y te sorprenderás del resultado.

Lo primero que debes hacer es exfoliar la piel, eliminando las células muertas para que el color quede uniforme. Luego te hidratas sin dejar ninguna zona. Si te lo aplicas en todo el cuerpo, empieza por los pies y ve subiendo. Cuando llegues a la cara, no la apliques en la cejas ni la raya del pelo. Si quieres resaltar los pómulos, aplica cuidadosamente algo más de cantidad con una esponja. Cuando utilices el producto en todo el cuerpo, dile a alguien que te ayude, hay zonas que te pueden resultar imposibles. Y cuando termines te lavas las manos bien con agua y jabón, se te pueden poner las palmas amarillas. Dependiendo del producto, tienes que esperar un tiempo para vestirte y ducharte, respétalo siempre.

Ante la duda, aplica poco producto y de forma homogénea, siempre estás a tiempo de repetir el proceso, pero si te pasas…

Y ahora ponte el modelo que te apetezca, moren@ todo queda mejor.

 ¡FELICES FIESTAS!

¡UNA COPA DE VINO ES ANTIOXIDANTE Y BUENA PARA LA SALUD!

Jueves, diciembre 16, 2010 @ 09:12 PM
posted by Raquel
0 comments 3.780

visitas

En estas fechas tan señaladas, de reuniones con los familiares y amigos, todo lo celebramos comiendo y bebiendo. Y cómo no acompañar una buena mesa de un buen vino…

¿Sabías que el tinto, es una de las bebidas más ricas en resveratrol? Una molécula natural que se encuentra en la piel y semilla de la uva en gran cantidad. La concentración va a variar en función del tipo de uva, siendo las más ricas la vitis vinifera, lambrusca y muscadine. En su elaboración,  el tinto fermenta junto al hollejo de la uva, absorbiendo el resveratrol para que esté disponible en nuestra copa. Algo que no sucede cuando se hace el vino blanco, ya que uno de los primeros pasos es retirar la piel.

El resveratrol es una molécula que aumenta la longevidad, es un polifenol con propiedades antioxidantes, anticancerígenas y benéficas a nivel cardiovascular, disminuyendo los niveles de colesterol malo (LDL).

Actúa activando las sirtuínas, unas proteínas también conocidas como “gen de la longevidad” que enlentecen el proceso de envejecimiento celular.

Se recomienda para tratar los signos de la edad, mejorar el aspecto de la piel, tonificarla y en prevención de enfermedades.

Para tomar una dosis controlada con tal indicación, el resveratrol lo podemos encontrar en cápsulas. Resveradox es un producto de los que tiene mayor concentración y lo puedes encontrar en farmacias.

No intentes aportar a tu organismo la dosis de resveratrol tomando vino, tendrías que beber más de 40 botellas de tinto…  Recuerda que también tienes carnet de conducir y un hígado que cuidar.

Con el frío no hay nada mejor que tomar un caldito caliente antioxidante para entrar en calor. Si tenemos presente el aporte en vitaminas y sales minerales que puede suponer para nuestro organismo y los beneficios para la piel a la hora de añadir ingredientes, atacaremos varios frentes que nos harán sentir mejor.

Coge una olla con agua, añade: un puerro, dos cebollas, una rama de apio, un nabo, una chirivía, media col, una patata, dos zanahorias, tres ajos y un poco de sal. Pelas, cortas y lavas todo,  lo pones a hervir una hora y listo.

El puerro tiene un 80% de agua y alto contenido en potasio. No aporta muchas calorías y es perfecto para depurar y eliminar líquido.

La cebolla es diurética, estimula el riñón para eliminar toxinas y líquido, regulariza el buen funcionamiento del estómago, acelera la motilidad intestinal y combate el estreñimiento.

El apio nos aporta vitaminas (A, B, C y E), sodio, azufre, hierro, magnesio, potasio, fósforo y calcio.

La zanahoria es rica en vitaminas(A, C, B, G), potasio, sodio, calcio y fósforo. Actúa como diurético, antioxidante, antiséptico, vigorizante y protegiendo la piel.

El ajo es el remedio natural con mayores propiedades medicinales demostradas medicinalmente. Previene y cura múltiples enfermedades, estimula, es diurético e hipotensor.

La patata se utiliza para el cuidado del cutis hervida y vía tópica. Es emoliente, es decir, ablanda y suaviza la piel, disminuyendo la inflamación y calmando si hay dolor.

Tenlo presente y que este invierno no falte un caldito de verduras en casa, tómalo en un vasito o utilízalo como base para preparar comidas como la pasta.

PROTECCIÓN PARA LOS ESQUIADORES

Sábado, diciembre 4, 2010 @ 08:12 PM
posted by Raquel
0 comments 1.560

visitas

Comienza la temporada de esquí, con las nevadas que han caído las pistas están “a punto de nieve”. Y por si no lo están, las estaciones de esquí cuentan con modernos sistemas de producción de nieve para ofrecernos unas pistas en condiciones óptimas durante toda la temporada invernal. Prácticamente todas las estaciones están abiertas y la que no, lo hará este puente de la Inmaculada.

Si practicas snowboard o esquías equípate bien y disfruta de la nieve sin correr riesgos.

Lo primero que debes meter en tu mochila, es una protección solar facial pantalla total, aplícatela media hora antes de salir y cada dos horas para estar seguro. Con nieve el efecto del sol es más peligroso que en la montaña o en la playa, por cada 1000metros de altitud los rayos aumentan su efecto un 10%. Y si está nublado, no te confíes, los rayos atraviesan las nubes. Evitarás quemaduras y la aparición de manchas. Con el frío y el viento la piel se reseca, aparecen grietas, rojeces,…. La crema te hidrata y frena los efectos indeseables como el envejecimiento prematuro. No te olvides de los labios, cómprate un protector labial pantalla total y de textura densa, que forme una película aislante con el exterior. Usa unos buenos guantes que actúen de barrera entre tus manos y las gélidas temperaturas, que te den calor y sean impermeables. Ponte gafas con cristales específicos para las radiaciones en la sierra, tendrás una mejor visión del espectacular paisaje y tus ojos lo agradecerán. No te olvides de llevar un gorro, protegerá tu pelo y te evitará una posible insolación. Incluso si no eres friolero, utiliza orejeras. Por supuesto no dejes de hidratarte y comer bien, el desgaste esquiando es tremendo.

¡Ten precaución! No te salgas de la señalización de las pistas, las condiciones meteorológicas cambian con facilidad.

Y ahora, a esquiar…